Nuevo Porsche Cayman con cuatro cilindros turbo

0
83
Autovidal
autovidal

La cuarta generación del coupé deportivo con motor central tiene una apariencia más imponente, atlética y eficiente. Sólo unas semanas después del estreno del 718 Boxster, llega el 718 Cayman para ampliar la nueva gama. Por primera vez este modelo de techo rígido tendrá

un precio inferior al del roadster, en línea con lo que sucede en la gama 911. El precio final del 718 Cayman en España será de 58.148 euros, mientras que el del 718 Cayman S será de 72.040  euros.

El 718 Cayman utiliza los mismos nuevos motores bóxer de cuatro cilindros con turbocompresor que emplea el 718 Boxster. En consecuencia, el coupé y el roadster tienen, por primera vez, idéntica potencia. La versión básica, con una cilindrada de dos litros, ofrece 300 caballos. El modelo S, con sus 2.5 litros de cilindrada, llega hasta los 350 caballos. Esto supone un aumento de 25 caballos en comparación con los modelos anteriores, y el consumo medio de combustible según el ciclo homologado NEDC va desde los 5,7 a los 8,1 litros por cada 100 kilómetros recorridos.

El enorme par de los nuevos motores que monta el 718 Cayman promete agilidad y diversión al volante, incluso a bajas revoluciones. El propulsor dos litros del 718 Cayman consigue un par de hasta 380 Nm (90 Nm más), que está disponible entre las 1.950 y las 4.500 revoluciones. El motor de 2.5 litros del 718 Cayman S dispone de un turbocompresor con turbina de geometría variable (VTG), una tecnología que hasta el momento se utilizaba únicamente en el 911 Turbo. En el 718 Cayman S este turbo VTG cuenta adicionalmente, y por primera vez, con una válvula de descarga (wastegate). Su par llega a 420 Nm (50 Nm más), entre las 1.900 y las 4.500 rpm. Para el conductor esto significa más fuerza en toda la gama de revoluciones del motor. El 718 Cayman equipado con la caja de cambios PDK de doble embrague y el paquete opcional Sport Chrono acelera de 0 a 100 km/h en 4,7 segundos. En el 718 Cayman S esa cifra de aceleración es de 4,2 segundos. El 718 Cayman alcanza una velocidad máxima de 275 km/h, mientras que el 718 Cayman S llega a los 285 km/h.

Un nuevo chasis, afinado para una mayor precisión y estabilidad lateral

En términos de dinamismo, el nuevo 718 Cayman sigue la línea de los 718 clásicos. Gracias a su extraordinaria agilidad, el histórico deportivo de motor central ganó numerosas carreras en los años cincuenta y sesenta del pasado siglo, como la Targa Florio y Le Mans. La dinámica transversal y la precisión en la trazada se han mejorado en este chasis del 718 Cayman, completamente afinado. Los muelles de suspensión y las barras estabilizadoras se han diseñado para ser más firmes y también se han revisado los reglajes de los amortiguadores. La dirección, que es ahora un 10% más directa, mejora la agilidad y la diversión al volante. Las llantas traseras, que son media pulgada más anchas, en combinación con los neumáticos de nuevo desarrollo, consiguen mejor adherencia lateral y, por consiguiente, una estabilidad superior en curvas.

Algunas opciones, como el paquete Sport Chrono y el Porsche Torque Vectoring (PTV), permiten personalizar aún más el carácter deportivo del 718 Cayman. Otro elemento opcional es el sistema de suspensión activa Porsche Active Suspension Management (PASM), que reduce la altura al suelo de la carrocería en diez milímetros. En el caso del modelo S, esa reducción en la altura de la carrocería llega, por primera vez, a los 20 milímetros con la suspensión deportiva PASM. Igual que en el resto de deportivos Porsche, los modos del paquete Sport Chrono se pueden regular a través de un mando que hay en el volante. Como complemento a los programas “Normal”, “Sport” y “Sport Plus” anteriores, ahora existe uno adicional, el “Individual”, que permite el ajuste previo de varios elementos para personalizarlo a gusto de cada conductor.

Para estar en consonancia con el aumento de prestaciones del coche se refuerza el sistema de frenos, que utiliza unos discos de 330 milímetros de diámetro en el eje delantero, mientras que los traseros pasan a ser de 299 milímetros. El 718 Cayman lleva ahora el sistema de frenos que previamente estaba reservado al Cayman S. Por su parte, el 718 Cayman S utiliza las pinzas de cuatro pistones del 911 Carrera, combinadas con discos de freno seis milímetros más anchos.

autovidal marzo