Mitsubishi Eclipse Cross: una nueva era para la marca japonesa

0
97
Autovidal
autovidal

El Salón del Automóvil de Ginebra de 2017 marca un punto de inflexión para Mitsubishi Motors Corporation (MMC) con la presentación mundial del Eclipse Cross, un nuevo SUV coupé compacto que seguirá contribuyendo a consolidar a Mitsubishi en este segmento.

Con unas dimensiones compactas y armónicas, el Eclipse Cross propone a sus ocupantes un entorno amplio y espacioso. Consecuencia de una distancia entre ejes de 2.670 mm y de una anchura total de 1.805 mm y una longitud total de 4.405 mm, su generoso interior se beneficia de una disposición diferente, derivada, entre otras características, de un salpicadero a baja altura y de unos asientos traseros ajustables.

Maximizando el espacio para el equipaje sin interferir con la imagen de SUV coupé del Eclipse Cross, este asiento trasero abatible 60/40 tiene un ajuste deslizante y reclinable. Además de ofrecer a los ocupantes traseros abundante espacio para las piernas (rango de 200 mm), también les permite adoptar su postura de sentado preferida (con una horquilla de 16-32° y 8 niveles de reclinado) y disfrutar de viajes largos con una considerable altura interior, pese a una silueta que desciende hacia atrás.

El S-AWC del Eclipse Cross ofrece tres modos de conducción, activados por medio del selector situado en la consola central:

  • En circunstancias normales, el sistema 4WD utiliza el modo AUTO para gestionar la alimentación del par y conseguir el máximo ahorro de combustible; si encuentra una superficie con fricción reducida o condiciones similares, automáticamente asigna más par a las ruedas traseras para mejorar la estabilidad del vehículo.
  • El modo NIEVE es para superficies nevadas y otras superficies resbaladizas.
  • El modo GRAVILLA proporciona prestaciones completas 4WD en terrenos difíciles, carreteras en mal estado o para circular sobre nieve o barro.

El Eclipse Cross viene totalmente equipado con la última tecnología de seguridad inteligente de Mitsubishi. Siguiendo el planteamiento de utilizar varios tipos de sensores para controlar todo el perímetro del automóvil, estos sistemas predicen situaciones que puedan desembocar en un accidente y ayudan al conductor a evitarlas:

  • Sistema de mitigación de colisión frontal (FCM): este primer sistema utiliza una cámara, radar por láser y radar de ondas milimétricas para detectar vehículos o peatones en la parte delantera. Si detecta un riesgo de colisión avisa acústicamente al conductor y le ayuda a atenuar el daño de la colisión o, dependiendo de la situación, a evitar la colisión accionando automáticamente los frenos.
  • Sistema de alerta de salida de carril (LDW): este otro sistema alerta al conductor cuando detecta que el vehículo está a punto de salirse de su carril.
  • Sistema de detección de ángulo muerto (BSW) y Sistema de alerta de tráfico trasero (RCTA): el sistema avisa al conductor de los vehículos que se acerquen por los lados o por detrás, y le ayuda en los cambios de carril y al dar marcha atrás.
  • Control de velocidad de crucero adaptativo (ACC): este cuarto dispositivo, que utiliza radar de ondas milimétricas, controla la distancia con el vehículo que nos precede, ralentizando al Eclipse Cross para adaptarse a la marcha del vehículo que se encuentre por delante. Con un toque en el pedal del acelerador o al pulsar un mando puede acelerar nuevamente cuando el vehículo delantero se aparte o aumente su velocidad.
  • Sistema de mitigación de aceleración no intencionada (UMS): esta quinta solución de seguridad inteligente administra la potencia generada por el motor para controlar las aceleraciones repentinas desde parado cuando, con otro vehículo o un obstáculo por delante, el conductor confunde el acelerador con el freno y lo presiona demasiado rápido y fuerte.
  • Sistema automático de activación de luces de carretera: controla los faros delanteros y antiniebla del tráfico de frente, así como los niveles de alumbrado público y luz ambiental, y automáticamente cambia entre las luces largas y cortas según proceda.
  • Multi Around Monitor System (cámara de visión 360o): varias cámaras situadas alrededor del vehículo muestran perspectivas distintas: delantera, trasera, lateral (derecha e izquierda), y cenital, para proporciona una imagen global de 360° que ayuda a aparcar en espacios reducidos, con unas líneas de guía de aparcado que se muestran en la pantalla en función de los movimientos reales del volante. Esta inteligente ayuda electrónica al aparcamiento está complementada adicionalmente por un conjunto de sensores de esquinas.
  • Freno de mano eléctrico con función Auto Hold: cuando esta función está activada, el vehículo se queda inmóvil después de soltar el pedal de freno. Se desactiva automáticamente cuando el conductor presiona el pedal del acelerador.
autovidal marzo