Coche km. 0

0
143
Coche km 0
Autovidal
autovidal

Cuando nos planteamos la adquisición de un vehículo nuevo es muy probable que alguien nos sugiera la idea de buscar un «Kilómetro 0», un concepto que se puso muy de moda hace unos años y que ha visto un tanto desvirtuado su significado. Vamos a tratar de explicar qué es un coche km 0 y qué otras alternativas interesantes al vehículo nuevo tenemos en el mercado.

¿Qué es un coche km 0?

Un vehículo KM 0 es un coche matriculado por el propio concesionario por diferentes motivos, como pueda ser cumplir los objetivos de ventas establecidos por la marca. Con estas unidades ya matriculadas, el concesionario las pone a la venta con un gran descuento para no acumular stock ni interrumpir el flujo de tesorería.

Otro motivo por el cual un concesionario suele decidir matricular algunas unidades de Km 0 tiene que ver con el cambio de un modelo. En este caso, cada vez que llega una nueva versión de un modelo, las unidades que quedan en stock suelen ofrecerse con descuentos muy tentadores para dar cabida a la nueva versión en la exposición. Si estamos atentos al mercado y a las noticias de motor, podemos encontrar algún chollo de este tipo en los concesionarios oficiales.

Un cambio en la normativa de emisiones también puede ser motivo de la necesidad de vender un stock de vehículos concretos en la modalidad KM 0, caso que con la actual política anti emisiones, puede darse con cierta frecuencia.

Por último, la falta de stock en el departamento de vehículos de ocasión (V.O) del concesionario también puede hacer que éste decida matricular algunas unidades como KM 0. Esta situación es la más difícil de detectar o anticipar por parte del potencial cliente.

En definitiva, todos estos coches matriculados por el concesionario pero que no han recorrido kilómetros ni han sido destinados a pruebas son los verdaderos KM 0. Ojo, el hecho que un vehículo nuevo marque 10 ó 40 kilómetros no tienen nada que ver, entra dentro de la normalidad del rodaje en fábrica y sigue teniendo la consideración de coche nuevo. No debemos confundir un auténtico KM 0 con cualquiera de las opciones que a continuación detallamos y que pueden resultar igualmente interesantes.

Los otros chollos que podemos encontrar

Los demos, coches de gerencia, coches de sustitución o re-compras a empresas de leasing (buy-back) son otro concepto que mucha gente confunde con los KM 0 y que son igualmente interesantes si estamos buscando ahorrarnos unos miles de euros.

Se trata, tal y como indica su nombre, de aquellos coches que el concesionario matricula para el uso de sus directivos, comerciales, para las pruebas y también como vehículo de sustitución para sus clientes de taller. Estas unidades suelen venderse con grandes descuentos en la sección de vehículos de ocasión (V.O.) del mismo concesionario cada pocos meses y con muy pocos kilómetros, normalmente en un estado impoluto. Por poner un ejemplo, podemos encontrar coches «demo» con una media de 6 meses y 8.000 km, aunque estas cifras varían de un coche a otro, dependiendo del uso que le hayan dado.

Ventajas e inconvenientes del coche Km 0

La principal ventaja al adquirir un coche KM 0, como también de los coches demo y asimilados es obvia: una importante rebaja económica con respecto al coche nuevo, que al hablar de cantidades altas como es la compra de un coche, suelen ser unos buenos miles de euros. Tampoco tendremos que esperar a que llegue el coche de la campa, ya que se encuentra en el concesionario, listo para transferir. Además, al comprar el coche en el mismo concesionario nos aseguramos de que se han seguido unos estrictos protocolos para garantizar la calidad de sus V.O.

En cambio, una de las trabas que nos encontraremos si andamos a la búsqueda de un modelo en concreto de Km 0 o demo es que no podremos elegir color, ni motorización ni nivel de acabados, ya que los coches matriculados son los que son y los que quedan por vender. Puede que encontremos justo lo que buscamos, o puede que no. Si lo que queremos es configurar el coche a nuestro gusto deberemos enfocarnos entonces en la compra de un coche nuevo.

Otra particularidad que se da -sobre todo en los demos más que en los Km 0-, es que los concesionarios matriculan las unidades con niveles de acabados altos, con el fin de que el cliente que quiera probar un coche lo haga con una atractiva configuración: (asientos de piel, techo solar, etc). Así pues, puede que un demo con el máximo equipamiento nos salga por el mismo precio que el mismo vehículo nuevo pero en su versión más básica. Es una excelente oportunidad para acceder a un modelo casi full equipe al precio del básico de la gama, o casi.

Con todo esto, una vez que sabemos diferenciar un KM 0 de un demo o similar y si buscamos un coche de estas características, deberemos realizar la búsqueda en los departamentos de V.O. de cada concesionario. A día de hoy y sumando las precauciones por el Covid, lo más aconsejable es acceder a las páginas webs de los concesionarios, entrar en su sección de coches usados a ver con qué coches cuenta y si alguno nos puede cuadrar. No olvidemos que el mercado de coche seminuevo es volátil, así que deberemos tener un poco de paciencia si no encontramos lo que buscamos a la primera, es casi seguro que si vamos revisando las webs de VO, saldrá, antes o después, un coche que se ajuste a los que estábamos buscando.

autovidal marzo